ONU Mujeres - Entidad de las Naciones Unidas para la Igualdad de Género y el Empoderamiento de las Mujeres

La atención de las necesidades de las mujeres en el comercio formal e informal, clave para el desarrollo de los países

Error:

Date: 11 May 2011

EstambulEn los países menos desarrollados, son muchas las mujeres empleadas en los sectores del comercio formal e informal y sus aportaciones al crecimiento económico de las naciones y la familia son cuantiosas, dijeron el miércoles los expertos en un evento de la Cuarta Conferencia de la ONU sobre los Países Menos Desarrollados. Pero las mujeres obtendrán mayores beneficios y harán mayores aportaciones si los gobiernos consideran sus necesidades específicas al momento de establecer y aplicar políticas de comercio, indicaron los funcionarios del panel.

El comercio informal que ejercen las mujeres en los países menos desarrollados sigue siendo por lo general un tema subestimado y omitido en las políticas y los procesos de comercio, dijo la Secretaria General Adjunta de ONU Mujeres Michelle Bachelet en un evento sobre mujeres y comercio organizado por ONU Mujeres y la UNCTAD.

Los mayores obstáculos que enfrentan estas mujeres, incluyendo la falta de acceso al crédito, los servicios, el transporte, el almacenamiento e información de mercadotecnia, y su exposición a los abusos, son ignorados en el diseño de las políticas de comercio que sólo se ocupan del sector de comercio formal, declaró. Esto ocurre pese al hecho de que “el comercio formal y el informal están íntimamente vinculados a través de las redes internacionales de producción y las cadenas globales de valor diseñadas para minimizar los costos de producción.

El crecimiento económico y la expansión del comercio no conducen necesariamente al desarrollo social, mientras que es cada vez mayor los cuestionamientos planteados al crecimiento que deja de lado a grandes segmentos de la población, incluyendo a las mujeres, dijo el Secretario General de la UNCTAD Supachai Panitchpakdi. También subrayó que varios países que disfrutan de un crecimiento económico sufren exclusión social y el problema conexo de una mayor desigualdad en los ingresos.

“El crecimiento es valioso cuando supone un medio eficiente para alcanzar la felicidad y el desarrollo humano, lo cual incluye la igualdad de género dijo Khandu Wangchuk, Ministro de Asuntos Económicos de Bhután.

Los oradores señalaron que las últimas evidencias muestran que una mayor igualdad de género incrementa el nivel de inversión en un país. También muestran que las sociedades donde la desigualdad de ingresos y la discriminación de género son inferiores tienden a crecer de forma más rápida.

En la región de la Comunidad para el Desarrollo del África Meridional (SADC, por su sigla en inglés), el comercio informal transfronterizo aporta entre el 30 y 40 por ciento del comercio al interior de la Comunidad. Las mujeres comerciantes transfronterizas contribuyen a la creación de empleo, la reducción de la pobreza y la integración regional, dijeron los oradores. Ellas han sido capaces de amortiguar los golpes que recibieron sus países durante la crisis financiera y ayudaron a aliviar la escasez de alimentos.

Vabah Gayflor, Ministra de Igualdad de Género y Desarrollo de Liberia, señaló que el 70 por ciento de las mujeres comerciantes transfronterizas de su país están comercializando los productos agrícolas producidos localmente. Si bien el volumen de comercio es relativamente bajo, el ingreso resultante se reinvierte periódicamente y es empleado para cubrir los gastos familiares, indicó.

En todos los países, los encargados de formular las políticas deben tener una noción clara de aquellos sectores económicos donde las mujeres trabajan y los desafíos que éstas enfrentan, de modo que los gobiernos puedan establecer políticas bien específicas para ayudarlas, expresaron los panelistas. Urgieron a la UNCTAD y a ONU Mujeres a continuar su trabajo de cooperación en el área del género y el comercio.