La “preferencia por los hijos varones” perpetúa la discriminación y las violaciones de los derechos de las mujeres

Fecha: 14 Jun 2011

Ginebra — La selección del sexo de los hijos refleja y alimenta una cultura de discriminación y de violencia y debe ser atendida urgentemente por todos los segmentos de los gobiernos y de la sociedad como un asunto relativo a los derechos humanos de las mujeres, según declararon cinco organismos de la ONU.

Una declaración publicada hoy por OHCHR, FNUAP, UNICEF, ONU Mujeres y OMS* estudia los hechos detrás de las causas, las consecuencias y las lecciones aprendidas relativas a la “preferencia por los hijos varones o selección del sexo que da prioridad a los varones en muchas partes de Asia meridional, oriental y central, donde las proporciones llegan a ser de hasta 130 varones por cada 100 niñas.

“La selección del sexo que favorece a los varones es un síntoma de injusticias sociales, culturales, políticas y económicas predominantes contra las mujeres, y una violación clara de los derechos humanos de las mujeres, expresa la declaración, citando el testimonio de un hombre que dice: “el nacimiento de un hijo varón me hace subir de estatus, mientras que el de una niña me hace bajar la cabeza.

“Hay una presión enorme para que las mujeres tengan varones […] lo que no sólo afecta directamente las decisiones reproductivas de las mujeres con implicaciones para su salud y su supervivencia, sino que también las pone en una posición de perpetuar el estatus más bajo de las niñas a través de una preferencia por los varones, de acuerdo a la declaración.

“Son igualmente las mujeres las que deben cargar con las consecuencias de dar a luz a una niña que no es deseada. Las consecuencias pueden incluir la violencia, el abandono, el divorcio o incluso la muerte.

Con este fondo de intensa presión, las mujeres tratan de saber el sexo del feto a través del ultrasonido. Si descubren que es una niña, ello las puede llevar a abortar. La selección del sexo puede también hacerse antes del embarazo o después del nacimiento de una niña, abandonando o matando a la recién nacida. Durante décadas, esta práctica ha causado un desequilibrio en los porcentajes entre los sexos en muchos países, especialmente en Asia meridional, oriental y central.

También existe la posibilidad de que se incremente la violencia contra las mujeres como resultado de ese desequilibrio. Por ejemplo, la falta de mujeres para casarse en algunas áreas puede llevar al tráfico de mujeres o a casamientos forzados con mujeres de otras regiones o a compartir esposas entre hermanos.

En algunos países, la determinación e información del sexo antes del nacimiento son ilegales, mientras que otros países tienen leyes que prohíben el aborto como medida de selección del sexo. Sin embargo, esas restricciones pueden ser evadidas usando procedimientos clandestinos que ponen en riesgo la salud de las mujeres.

Los expertos de la ONU han hecho notar que “los estados tienen la obligación de garantizar que estas injusticias sean atendidas sin exponer a las mujeres al riesgo de muerte o de heridas graves si se les niega el acceso a los servicios requeridos tales como abortos seguros dentro de un marco legal y de otros servicios de salud.

“Los gobiernos y la sociedad civil tienen que hacer nuevos esfuerzos concertados para hacer frente a la discriminación de género enraizada que es la razón de la selección del sexo de los hijos, dijeron los expertos, recomendando un enfoque múltiple para resolver el problema.

La declaración propone pasos concretos para solucionar el problema, incluyendo la recopilación de informaciones más certeras sobre la magnitud del problema y los factores que lo alimentan; directrices sobre el uso de la tecnología para los profesionales de la salud; medidas de apoyo para las niñas y las mujeres, tales como incentivos para las familias que sólo tienen mujeres; y otras acciones legales y de concientización.

La declaración sugiere que “los estados tienen que crear y promover […] políticas en áreas tales como las leyes de herencia, las dotes y las protecciones financieras y sociales en la vejez […] que reflejen un compromiso con los derechos humanos y la igualdad de género. A su vez indica que “los estados tienen que apoyar las actividades de promoción y de concientización que estimulen la discusión y el debate […] sobre el concepto del valor igual que tienen los varones y las niñas.

La declaración cita a la República de Corea como uno de los países donde la preferencia por los hijos varones se ha vencido a través de una combinación de estrategias, incluyendo la atención a las leyes y a las políticas de igualdad de género, a la promoción, a las campañas publicitarias y al crecimiento económico.

Los expertos reiteraron el compromiso de los organismos de la ONU de apoyar los esfuerzos de los gobiernos y de las ONG para corregir esta situación.

* Oficina del Alto Comisionado para los Derechos Humanos (OHCHR), Fondo de Población de las Naciones Unidas (FNUAP), Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF), Entidad de las Naciones Unidas para la Igualdad de Género y el Empoderamiento de las Mujeres (ONU Mujeres) y Organización Mundial de la Salud (OMS)

Si desea leer la declaración completa de estos organismos, sírvase visitar el sitio:
http://www.who.int/reproductivehealth/publications/gender_rights/9789241501460/en/index.html

Los medios de comunicación pueden solicitar más información poniéndose en contacto con:

  • OHCHR: Ravina Shamdasani, +41 22 917-9310, rshamdasani[at]ohchr.org
  • FNUAP: Omar Gharzeddine, +1 212 297-5028, gharzeddine[at]unfpa.org
  • UNICEF: Christopher Tidey, +41 22 909-5715, ctidey[at]unicef.org
  • ONU Mujeres: Oisika Chakrabarti, Oisika.Chakrabarti[at]unwomen.org
  • OMS: Avni Amin, + 41 22 791 2306, amina[at]who.int