ONU Mujeres - Entidad de las Naciones Unidas para la Igualdad de Género y el Empoderamiento de las Mujeres

Entrevista a la Ministra de Asuntos de Género, Infancia y Bienestar Social de Sudán del Sur sobre el futuro de sus mujeres

Error:

Date: 13 July 2011

El 9 de julio de 2011 el mundo vio nacer una nación: Sudán del Sur, el 54º país de África. En el transcurso de una entrevista dada a ONU Mujeres, la Ministra de Asuntos de Género, de la Infancia y del Bienestar Social, Agnes Lasuba, habla de la independencia del país y de su significado para las mujeres.

¿Qué significa para las mujeres la independencia de Sudán del Sur?

Sudán del Sur significa mucho para las mujeres porque han pasado muchas vicisitudes durante más de 20 años de guerra. Estas mujeres, que perdieron a sus esposos y a sus hijos, están muy felices porque ellos no murieron en vano sino que lucharon por la libertad y Sudán del Sur obtuvo su libertad. También significa paz y estabilidad para las mujeres. Es hora de que se desarrollen, porque durante la guerra no podían progresar. Con la libertad, las cosas serán diferentes, las cosas serán mejores. La independencia traerá servicios básicos, como el acceso a la salud, la educación, el saneamiento y el agua potable, por mencionar sólo algunos.

Una oficial de policía observa la cola de mujeres votantes durante el reciente referéndum sobre Sudán del Sur.

Una oficial de policía observa la cola de mujeres votantes durante el reciente referéndum sobre Sudán del Sur. (Foto: ONU Mujeres/Mohammed Duba)

¿Qué rol tuvieron las mujeres en el logro de la independencia de Sudán del Sur?

Las mujeres de Sudán del Sur tuvieron diferentes roles en el logro de la independencia. Durante la guerra, empuñaron las armas, fueron movilizadoras y cuidaron de los heridos, los enfermos y los ancianos. Otras ansiaban la paz y se encargaron de ejercer presión sobre otras personas y otros países, de modo de poder lograr la paz para sí y para sus hijos. Aunque fueron sólo unas pocas mujeres que formaron parte de las negociaciones del Acuerdo General de Paz, una cantidad considerable de mujeres votaron en el referéndum sobre Sudán del Sur que se hizo en enero de 2011.

¿Por qué es importante la representación y la participación política de las mujeres?

Los políticos toman muchas decisiones para su país, y las mujeres forman parte de la sociedad. Por lo tanto, tienen que tener voz y voto sobre los asuntos que las atañen a ellas y a sus hijos. Es importante que las mujeres formen parte de la vida política para que puedan hacerse eco de las necesidades de las mujeres y hablar de temas como la violación y el atropello de los derechos humanos con más conocimiento de causa que los hombres, porque ellas son las principales víctimas.

Hace muchos años el hacer política se consideraba un privilegio de los hombres vetado para las mujeres, que hubiesen sido consideradas malas mujeres. Después de luchar en la guerra de liberación, esto ha cambiado. Entre 2005 y 2010, las mujeres ocuparon 28 de los 170 escaños parlamentarios en la Asamblea Legislativa de Sudán del Sur. Entre 2011 y 2015 las mujeres serán 52 honorables miembros del parlamento. La cantidad de mujeres en el parlamento se ha duplicado y espero que en las próximas elecciones, dentro de cuatro años, la cantidad de mujeres llegue a cien, de modo que, al ser mayoría en el parlamento, puedan aprobar leyes que sirvan para proteger a las mujeres, como por ejemplo que los violadores de niños sean sentenciados a prisión de por vida.

¿Cuáles son algunos de los desafíos más importantes que esperan a las mujeres en Sudán del Sur?

Las mujeres se enfrentan a muchas dificultades como la pobreza, los bajos niveles de alfabetización, la mortalidad materna y la violencia de género. Si se quiere que las mujeres progresen, necesitan autonomía económica, porque un gran porcentaje vive en la pobreza. Necesitan ser empoderadas políticamente, para poder hablar en nombre de otras mujeres. Necesitan educación cívica para estar más conscientes de los asuntos nacionales y del Estado. Además, algunos hombres siguen considerando la igualdad de género como un problema de las mujeres. Estamos trabajando arduamente para hacer que los hombres sean embajadores de los asuntos de género, porque si el género y los derechos humanos no se implementan y las mujeres y las niñas siguen siendo tratadas de manera tradicional - donde las niñas de 13 o 14 años de edad son dadas en matrimonio y no se les da oportunidad de acceder a la educación y al empleo, por ejemplo - Sudán del Sur seguirá siendo subdesarrollado. Las mujeres son motores del desarrollo, incluso hacen desarrollar a los hombres desde su vientre hasta la edad adulta. Por lo tanto, las mujeres tienen que tener un rol esencial en la consolidación de la nación.

El Ministerio de los Asuntos de Género, de la Infancia y del Bienestar Social, en colaboración con ONU Mujeres, ha comenzado a trabajar juntos en Sudán del Sur para hacer frente a algunos de estos desafíos, como por ejemplo la creación de capacidades, la incorporación de los asuntos de género, los presupuestos con perspectiva de género, la alfabetización y otros temas detallados en los Objetivos de Desarrollo del Milenio de la ONU.

¿Qué espera usted para las mujeres de Sudán del Sur de cara al futuro?

Mis aspiraciones para las mujeres de Sudán del Sur son muchas. Espero que, para 2015, las mujeres de Sudán del Sur representen el 50% de los miembros del parlamento, y también que más mujeres de Sudán del Sur sean alfabetizadas. Me place decir que ya estamos viendo mejoras entre los jóvenes en este sentido. En 2006, el Ministerio de la Educación lanzó una campaña “ve a la escuela; el Presidente Salva Kiir habló también de la educación de las niñas en la mayoría de sus discursos. Ahora el Ministerio nos dice que hay más niñas que niños matriculadas en la escuela primaria. Creo que, a largo plazo, las niñas pueden alcanzar a los niños.

Sin embargo, los desafíos a los que se enfrentan las mujeres de Sudán del Sur no pueden ser resueltos por las mujeres solas. Ahora somos el 54º país de África, la nación más joven de África, y estamos por pasar a ser el 193º Estado Miembro de la ONU. No podemos decir de un día para el otro que no tenemos dificultades y que sabemos todo. No podemos compararnos a países que han gozado de la paz y la estabilidad durante mucho tiempo. Ésa es la razón por la que, en los últimos cinco años, hemos estado trabajando estrechamente con los organismos de la ONU y con otros socios para atender algunos de los desafíos. La mayoría se mencionan en los Objetivos de Desarrollo del Milenio. Si se trata de la pobreza, la tenemos; si se trata de los problemas relacionados con la educación, los tenemos; si se trata de la mortalidad materna, la tenemos. En tanto que nueva nación, queremos ponernos de pie y avanzar con éxito, sin mayores tropiezos. Hacemos un llamamiento a los que nos desean lo mejor, para que se unan a nosotros de modo de desarrollar a Sudán del Sur.

Vídeo sobre el tema:

Una diferencia considerable: las mujeres y su representación en Sudán del Sur.