ONU Mujeres - Entidad de las Naciones Unidas para la Igualdad de Género y el Empoderamiento de las Mujeres

Alocución de la Directora Ejecutiva de ONU Mujeres, Michelle Bachelet, en la reunión con organizaciones de la sociedad civil de África

Date: 27 January 2013

Alocución de la Directora Ejecutiva de ONU Mujeres, Michelle Bachelet, en la reunión con organizaciones de la sociedad civil africanas en Addis Abeba, Etiopía. 27 de enero de 2013.

[Cotejar con el texto pronunciado.]

Estimadas y estimados líderes, amigas y amigos, defensoras y defensores del género:

Me complace mucho estar aquí con todas y todos ustedes hoy. Es fantástico reunirse con representantes de organizaciones de la sociedad civil de toda África.

Les agradezco su presencia y les felicito por la labor que realizan a favor de la igualdad de género y el empoderamiento de las mujeres. Su trabajo no ha pasado desapercibido por la comunidad internacional. Les tenemos en alta estima como socios por su visión, valentía y determinación.

En ONU Mujeres, contamos con socios como ustedes. Una organización o un gobierno por sí solos no pueden lograr la igualdad de género, es necesario que todas y todos colaboremos.

Y, de una vez por todas, debemos reconocer que lograr la igualdad de género y poner fin a la violencia y la discriminación contra las mujeres no es algo que sólo concierna a las mujeres. Son cuestiones que pueden y deben ser asumidas por todas y todos —mujeres, hombres y jóvenes— en nuestro esfuerzo común para conseguir sociedades y democracias más estables y sostenibles.

Cuando las niñas y los niños reciben educación, cuando las niñas pueden evitar el matrimonio infantil, cuando las niñas y las mujeres pueden vivir en un entorno sin miedo ni crueldad, y cuando las mujeres y los hombres tienen igualdad de derechos y oportunidades y pueden liderar a la par, las familias y las sociedades son más saludables, la paz y la democracia más sólidas, y las economías más prósperas.

Les felicito por el excelente trabajo que están llevando a cabo para promover la igualdad de género y los derechos de las mujeres en África. Son ustedes una pieza clave en sus países a fin de asegurar que se ponga en práctica las políticas y los programas adecuados, y conseguir la rendición de cuentas de los gobiernos.

Vivimos un momento importante en el que las y los líderes de las 54 naciones de la Unión Africana se reúnen para debatir sobre la nueva dirección que debe seguir África, adoptar políticas y posicionamientos y definir la nueva agenda para el desarrollo del continente.

Se trata de un aniversario importante para la UA, y desde ONU Mujeres celebramos el nombramiento de la primera mujer Presidenta, la Dra. Nkosazana Dlamini Zuma.

La reunión de las Jefas y los Jefes de Estado para discutir sobre el panafricanismo y el Renacimiento Africano debe aprovecharse para que las voces de la sociedad civil de África sean escuchadas.
A medida que nos acercamos a la fecha límite de los Objetivos de Desarrollo del Milenio e iniciamos la agenda posterior a 2015, su contribución reflejará la visión de las ciudadanas y los ciudadanos —mujeres, hombres y jóvenes— de África.

A pesar de que hemos avanzado en todos los objetivos de desarrollo, todavía queda mucho por hacer si queremos lograr sociedades estables e inclusivas para todas y todos.
En el origen de los desafíos que encontramos subyacen desigualdades profundas. Tenemos que eliminar estas desigualdades y avanzar globalmente hacia el desarrollo sostenible, aquí en África y en el resto del mundo.

¿Qué nos queda por hacer? Debemos mantener los logros y garantizar que la igualdad de género sea una prioridad de la agenda política, así como parte fundamental de la agenda para el desarrollo mundial y también aquí, en África.

De nosotras y nosotros depende saber aprovechar la ocasión que nos brinda el 50º aniversario de la Unión Africana para establecer una unión que no sólo se dedique a la promoción, sino que priorice realmente la consecución de la igualdad de género.

El aumento de la participación política y el liderazgo de las mujeres es un aspecto primordial para progresar en todos los frentes. La Dra. Zuma ha anunciado el compromiso de la UA con un objetivo clave: lograr la paridad de género en sus estructuras de empleo para garantizar que las mujeres alcancen puestos de toma de decisiones, y abogar por el avance de las mujeres en todo el continente desde la plataforma de la Década de la Mujer Africana.

Me gustaría comunicarles que seguimos adelante con una sola voz y en el 50º aniversario de la UA hacemos un llamado para conseguir la paridad total de género en los parlamentos de África y en los gabinetes de gobierno, como meta para el año 2050.

Para impulsar la participación de las mujeres, defiendo firmemente la adopción de medidas especiales, como instaurar cuotas para lograr la igualdad de condiciones. Cuantas más mujeres líderes, más posibilidades de alcanzar nuestros objetivos. Las mujeres tienen una visión. Las mujeres tienen una voz, y tiene que ser escuchada.

Contamos con ustedes para dar mayor voz a las mujeres en sus sociedades, para asegurar que las mujeres y las niñas tengan igualdad de oportunidades y de participación. Esto es especialmente importante en el lugar de trabajo y en el mercado laboral.

A todas partes donde voy, llevo este mensaje: desplegar el pleno potencial económico de las mujeres puede impulsar el crecimiento económico, crear empleos y oportunidades y mejorar las vidas de todos los ciudadanos, hombres y mujeres por igual.

Cada vez hay más pruebas de que las sociedades y las economías crecen más saludables y más sólidas con la participación plena e igualitaria de las mujeres.

Así lo demuestran los sucesivos estudios realizados por organizaciones de todo el mundo como el Banco Mundial, la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos, las Naciones Unidas, los centros de estudio de políticas y el sector privado.

Todos ellos apuntan a la misma conclusión ineludible: eliminar las barreras que impiden la participación y el desempeño de las mujeres promueve el desarrollo económico.
Un Renacimiento Africano exige que las mujeres asuman liderazgo, esto parece entenderse y aceptarse de forma general.

A medida que las economías africanas progresan, las mujeres pueden contribuir al desarrollo sostenible y a una energía limpia para todas y todos.

Hagamos todo lo posible para emplear al máximo el potencial de las mujeres y las niñas. Redoblemos los esfuerzos para erradicar todas las formas de violencia de género y de discriminación.

Vamos a trabajar con ustedes para asegurar que se protejan los derechos de todas las niñas y todas las mujeres a vivir sin miedo a la discriminación y la violencia.

La violencia sexual, la mutilación genital femenina y el matrimonio precoz siguen negando a las niñas las oportunidades que les corresponden para forjarse un futuro brillante.

La violencia contra mujeres y niñas sigue siendo un hecho cotidiano en todos los países del mundo. Debemos poner fin a la impunidad que permite que continúen estos delitos.

Aplaudo el patrocinio de África a favor de la primera resolución aprobada en la Asamblea General de las Naciones Unidas el diciembre pasado para prohibir la mutilación genital femenina en todo el mundo.

Con vistas al futuro y como etapa previa al próximo 57º periodo de sesiones de la Comisión de la Condición Jurídica y Social de la Mujer de las Naciones Unidas, les pido enérgicamente que se organicen y presenten una posición común sobre la Violencia contra las mujeres y formulen recomendaciones clave.

Como parte de la campaña ÚNETE, he instado a todas las Jefas y todos los Jefes de Estado y de Gobierno de todo el mundo a que asuman compromisos decididos para poner fin a la violencia contra mujeres y niñas. Hasta el momento se han comprometido 16 países y uno de ellos es Togo, el único país africano que lo ha hecho.

Unamos nuestras fuerzas para tratar de conseguir que todas las naciones de África asuman un firme compromiso público para poner fin a la violencia contra las mujeres.

Para facilitar la cooperación, ONU Mujeres ha establecido grupos asesores de la sociedad civil en los planos mundial, nacional y regional que funcionan como espacio para el diálogo y el compromiso.
Escucharé con atención sus ideas y opiniones sobre cómo estos grupos asesores pueden organizarse más eficazmente en África y les animo a que utilicen la plataforma extranet para comunicarse en línea con otros grupos de la sociedad civil.

Asimismo, les invito a mantener los canales de comunicación abiertos con ONU Mujeres en sus países, participando en los procesos de consulta celebrados por nuestras oficinas en los países.

ONU Mujeres recurrirá a ustedes para obtener información y orientación mientras colaboramos para promover la agenda del Renacimiento Africano y nuestra visión común sobre la agenda para el desarrollo posterior a 2015 y en los próximos 50 años.

El futuro de África infunde esperanza, y ustedes, como miembros de la sociedad civil, son un gran motor que impulsa la visión panafricana. Al igual que hicieron en octubre, sigan uniendo sus voces y transmitan al mundo la visión del África que desean.

Cuenten con el apoyo de ONU Mujeres para fortalecer la igualdad, la justicia y la democracia.

Agradeceré cualquier opinión que tengan sobre cómo podemos colaborar para alcanzar nuestros objetivos comunes a favor de la igualdad de género y el empoderamiento de las mujeres.

Muchas gracias.