Día Internacional de la Paz

Desde mi perspectiva: Monira Hwaijeh

Fecha: miércoles, 21 de septiembre de 2016

Monira Hwaijeh. Photo: UN Women/Ryan Brown
Foto: ONU Mujeres/Ryan Brown
Quote

Primero tuve que dejar de trabajar, porque cuando empezó el conflicto ya no pudimos llegar a las comunidades de las afueras de Damasco. Después perdí a todas mis amigas y mis amigos. En Siria no queda nadie: o se fueron del país o están en prisión. Mi hija también tuvo que dejar Siria por seguridad. Perdí las cosas sencillas que daba por sentadas: la electricidad, el agua, el tiempo libre y la felicidad sin más de la vida cotidiana.

En 2012, cuando empezó el proceso de paz para Siria, ninguna mujer se involucraba, en ningún nivel. Este año, con la creación de la Junta Asesora de Mujeres Sirias, podemos asesorar al enviado especial de las Naciones Unidas para Siria sobre el proceso de paz. Como miembros de la Junta Asesora de Mujeres, provenimos de contextos diversos e incluso opuestos, pero logramos alcanzar un consenso tomando como base nuestra agenda común a favor de la paz. Por ejemplo, aunque entre las delegaciones que participaron en la negociación sigue vigente la controversia sobre el tema de las personas secuestradas y en prisión, todas las integrantes de la Junta Asesora de Mujeres Sirias —tanto las que estaban a favor del régimen como las que se alineaban con la oposición— acordaron y recomendaron liberar tanto a las personas secuestradas como a aquellas en prisión.

Tenemos mucho camino por delante, pero la única forma de avanzar es respetar el proceso político. Es preciso reanudar las negociaciones de paz, y las mujeres tienen que poder influir en las decisiones.”


ODS 16: Paz, justicia e instituciones sólidas

Monira Hwaijeh, de 58 años, es una de las 12 integrantes de la Junta Asesora de Mujeres Sirias, creada este año por el enviado especial de las Naciones Unidas para Siria. Las representantes de la sociedad civil que conforman la Junta Asesora de Mujeres, provenientes de contextos diversos, mantienen consultas periódicas con el enviado especial y formulan recomendaciones para contribuir a las conversaciones de paz. El 31 de agosto de 2016, Monira y otras mujeres miembros de la Junta hablaron en una mesa redonda organizada por ONU Mujeres, donde compartieron su experiencia y sus recomendaciones para lograr una paz duradera. Antes del conflicto, Monira trabajó para modificar las leyes que discriminaban a las mujeres, y también realizó tareas con comunidades cercanas a Damasco para proteger los derechos de las mujeres. Hoy, su trabajo a favor de la paz contribuye directamente al logro del Objetivo de Desarrollo Sostenible número 16, que procura promover sociedades pacíficas e inclusivas.

Lea mas historias de la serie editorial "Desde mi perspectiva".