Desde mi perspectiva: "Soy una agente de cambio y no tengo miedo de defender aquello en lo que creo".

Nadia Tutarieva es una activista por los derechos de las mujeres y promotora de la paz de Lugansk, una región situada en la parte oriental de Ucrania, cerca de la frontera con Rusia, que ha sido golpeada por el conflicto continuo acaecido en la región. A los 19 años, se convirtió en maestra para colaborar con la educación de las niñas y hacerse cargo de sus futuros. Pero a medida que fue creciendo, fue testigo de las dificultades a las que debían enfrentarse las niñas y mujeres.

Fecha: miércoles, 21 de octubre de 2020

Nadia Tutarieva with other activists from Chuhinka, Luhansk oblast, Ukraine in September 2019.  Photo: UN Women/Vitaliy Shevelev
Nadia Tutarieva. Foto: ONU Mujeres/Vitaliy Shevelev
Quote

En mi comunidad, existen normas sociales estrictas que determinan que el hombre es quien trae el sustento a la familia y la mujer es la ama de casa. Nos enseñan desde que somos muy pequeñas a aceptar estos roles y ajustarnos a ellos.

Tras la muerte de mi padre, cuando tenía tan sólo ocho años, me criaron mujeres que me enseñaron a oponerme a estos estereotipos. Mi madre siempre se aseguró de que entendiera que debía asumir la responsabilidad de mi vida y tomar mis propias decisiones.

Como comunidad, hemos sido víctimas del conflicto continuo ocurrido en nuestra región, que comenzó en 2014 entre Ucrania y Rusia, y que aún no ha cesado. Como maestra en la escuela de mi comunidad, tengo que explicarles a las niñas y los niños por qué caen bombas del cielo. He visto cómo las mujeres son las que más padecen las consecuencias psicológicas y económicas del conflicto. Cuando las mujeres son desplazadas de sus hogares a raíz de la violencia, son estigmatizadas y enfrentan dificultades para acceder a los servicios básicos. Sin embargo, son contadas las veces que nos preguntan sobre nuestras experiencias o que participamos en los programas de consolidación de la paz.

En 2020, creé una organización de la sociedad civil con otras dos mujeres locales para fomentar la igualdad de género y reforzar el rol que la mujer desempeña en la consolidación de la paz y la vida civil. En la actualidad, estamos trabajando con unas 40 mujeres locales con quienes dirigimos grupos de autoayuda y promovemos la autosuficiencia y el activismo comunitario. Además, estamos tratando de lograr cambios prácticos. Por ejemplo, en los próximos cinco años, aspiramos a abrir un jardín de infancia en la comunidad para ayudar a las madres, como yo, a participar en el trabajo remunerado.

Me frustra saber que, a pesar de que las mujeres representan el 53 por ciento de la población de Ucrania, hay muy pocas mujeres involucradas en la política o los procesos de toma de decisiones. El cambio tiene que venir de los niveles más bajos. Este año, decidí presentarme como candidata en las elecciones locales para integrar el consejo de la comunidad, pero las elecciones fueron suspendidas por cuestiones de seguridad. Estoy decidida a presentarme en las próximas elecciones.

Tengo apenas 25 años y anhelo conseguir muchas cosas en mi carrera política y social. En algún momento, espero asistir a la facultad de derecho. El mayor obstáculo que siempre he debido sortear en mi trabajo son las actitudes de las personas hacia mí por ser una mujer joven. Hoy, las mismas personas que me trataron con condescendencia y me ignoraron me piden ayuda y asesoramiento sobre cómo organizar actividades activistas a nivel local.

Quiero ser un buen ejemplo para mi hijo. Deseo demostrarle que soy una agente de cambio y que no tengo miedo de defender aquello en lo que creo. Además, deseo transmitirle que las batallas nunca se libran en soledad. Podemos aunar esfuerzos y cambiar el mundo juntas y juntos.


ODS 16: Paz, justicia e instituciones sólidas

Nadia Tutarieva, de 25 años, es una activista y promotora de la paz ucraniana. Dicta clases en la escuela de su comunidad y es la cofundadora de Girls of Chuhinka, una organización de la sociedad civil que lleva a cabo talleres de autoayuda y promueve la igualdad de género en su comunidad. ONU Mujeres habló con Tutarieva con ocasión del 20º aniversario de la resolución 1325 del Consejo de Seguridad, que sigue dándole forma a la agenda para las mujeres, la paz y la seguridad a fin de incluir a las mujeres y el análisis de género en todos los aspectos de la prevención de conflictos, la paz y la reconstrucción. Es fundamental para la agenda que las líderes en cuestiones de paz tengan mayor poder de decisión y lo ejerzan.