ONU Mujeres - Entidad de las Naciones Unidas para la Igualdad de Género y el Empoderamiento de las Mujeres

Liderazgo y participación

A menudo, las mujeres que viven con el VIH y sus organizaciones están excluidas de las decisiones que orientan las políticas y los programas sobre el VIH. No se apoya su derecho a participar y se desaprovechan las contribuciones de liderazgo y perspectivas sobre la epidemia que podrían aportar. La lucha contra el VIH requiere medidas en todos los frentes y sólo será efectiva cuando los roles y las prioridades de las mujeres, determinados por ellas mismas, estén plenamente integrados en todos los aspectos de la toma de decisiones.

Nuestras soluciones

ONU Mujeres respalda a las organizaciones de mujeres que viven con el VIH, incluidas las cuidadoras, para que articulen agendas comunes, definan las soluciones que mejor respondan a sus prioridades y participen más plenamente en la lucha contra el VIH y el SIDA. Les ayudamos a fomentar capacidades de liderazgo y a participar en los exámenes de las estrategias, las leyes y las políticas nacionales sobre el VIH. La identificación de las brechas de género aporta información para promover una mejor calidad y acceso a los servicios y más recursos. Mediante el fortalecimiento de las redes, las mujeres pueden mantener la promoción concertada de las políticas públicas que protegen sus derechos y sus vidas.

Con el apoyo de ONU Mujeres, en 2011 se celebró la primera conferencia nacional de Kenya sobre liderazgo para las mujeres que viven con el VIH, convocando a más de 200 participantes. Esta conferencia ayudó a las mujeres a movilizarse en torno a una agenda nacional de defensa común para traducir compromisos políticos en acciones y recursos a mayor escala a fin de prevenir nuevas infecciones por el VIH y atender los derechos y las necesidades de mujeres y niñas. Diversas reuniones de seguimiento para la promoción con el Consejo nacional de control del sida de Kenya y la Red Nacional de Personas que viven con el VIH dieron como resultado fondos específicos destinados a las mujeres que viven con el VIH en el marco del proyecto Total War Against HIV and AIDS, una iniciativa de 115 millones de dólares estadounidenses apoyada por el Banco Mundial.

Nuestra ayuda a organizaciones de mujeres que viven con el VIH en Rwanda les ayudó a negociar de manera exitosa con responsables de la formulación de políticas para integrar las cuestiones del estigma y la discriminación en el Programa de acción para mujeres, niñas, igualdad de género y VIH 2010-2014. Además, alcanzaron un acuerdo estratégico con la Red Nacional de Personas que viven con el VIH de Rwanda con el objetivo de reestructurar e incluir a las mujeres en todos los niveles de la organización, empezando por la junta ejecutiva.

Nuevas capacidades de liderazgo y promoción en la Comunidad Camboyana de Mujeres que viven con el VIH han reforzado su participación junto con la Autoridad Nacional para el SIDA y el Ministerio de Asuntos de la Mujer. Por primera vez, las mujeres que viven con el VIH participaron en las consultas nacionales para la formulación del Plan Estratégico Nacional 2011–2015. Asimismo, se eligió formalmente a la coordinadora nacional del grupo del Mecanismo de Coordinación de País del Fondo Mundial de Lucha contra el SIDA, la Tuberculosis y la Malaria, convirtiéndose por primera vez en la única mujer, y la primera que vive con el VIH, que forma parte de la delegación oficial del gobierno en la reunión intergubernamental de alto nivel sobre los avances en la lucha contra el VIH y el SIDA de la región de Asia y el Pacífico 2012, sentando un precedente regional.

En Mozambique, ONU Mujeres, con el apoyo de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura, ayudó a poner en contacto a 45 asociaciones de mujeres que viven con el VIH y el SIDA en 11 provincias, lo que representa 3.000 miembros. Su colaboración dio lugar a un acuerdo sobre una Carta de los Derechos de la Mujer en la que se detallaba las acciones locales y nacionales en ocho ámbitos, incluyendo la reorientación de las políticas y los presupuestos públicos a fin de que reflejen las preocupaciones de las mujeres que viven con el VIH, aumentando la calidad de la salud y los servicios sociales, así como la participación de las mujeres en la formulación de políticas. Con el apoyo del grupo parlamentario de Prevención y lucha contra el VIH, las mujeres que viven con el VIH tienen previsto presentar la carta a la Presidenta del Parlamento y a las/os principales delegadas/os ministeriales. La carta no sólo plasma sus opiniones y prioridades, sino que también podría servir como instrumento para que el gobierno y la comunidad de donantes sean responsables del progreso a la hora de dar respuesta a sus inquietudes.