ODS 16: Promover sociedades pacíficas e inclusivas para el desarrollo sostenible, facilitar el acceso a la justicia para todos y crear instituciones eficaces, responsables e inclusivas a todos los niveles

Foto: ONU Mujeres/Christopher Herwig
Foto: ONU Mujeres/Christopher Herwig

Metas

  • Reducir considerablemente todas las formas de violencia y las tasas de mortalidad conexas en todo el mundo.
  • Poner fin al maltrato, la explotación, la trata, la tortura y todas las formas de violencia contra los niños.
  • Promover el estado de derecho en los planos nacional e internacional y garantizar la igualdad de acceso a la justicia para todos.
  • Para 2030, reducir de manera significativa las corrientes financieras y de armas ilícitas, fortalecer la recuperación y devolución de bienes robados y luchar contra todas las formas de delincuencia organizada.
  • Reducir sustancialmente la corrupción y el soborno en todas sus formas
  • Crear instituciones eficaces, responsables y transparentes a todos los niveles
  • Garantizar la adopción de decisiones inclusivas, participativas y representativas que respondan a las necesidades a todos los niveles.
  • Ampliar y fortalecer la participación de los países en desarrollo en las instituciones de gobernanza mundial.
  • Para 2030, proporcionar acceso a una identidad jurídica para todos, en particular mediante el registro de nacimientos.
  • Garantizar el acceso público a la información y proteger las libertades fundamentales, de conformidad con las leyes nacionales y los acuerdos internacionales.
  • Fortalecer las instituciones nacionales pertinentes, incluso mediante la cooperación internacional, con miras a crear capacidad a todos los niveles, en particular en los países en desarrollo, para prevenir la violencia y combatir el terrorismo y la delincuencia.
  • Promover y aplicar leyes y políticas no discriminatorias en favor del desarrollo sostenible.
ODS 16: Paz, justicia e instituciones sólidas

Todas las mujeres deben poder acudir a instituciones justas y eficaces para tener acceso a la justicia y a servicios esenciales. De lo contrario, aumentaran las injusticias y la inestabilidad, y se perpetuará la discriminación. Sin embargo, tanto en los países en desarrollo como en los desarrollados, varias instituciones siguen negando sus derechos a las mujeres y niñas, en especial, mediante la impunidad con que se tratan los casos de violencia de género. Esto equivale a negar el hecho de que prácticamente la mitad de las mujeres víctimas de homicidio intencional en 2012 murieron a manos de un compañero sentimental o un familiar.

1 de cada 2 mujeres víctimas de homicidio en 2012 murieron a manos de un compañero íntimo o de un familiar.

Cuando estalla un conflicto, los hombres tienen más probabilidades de morir en los campos de batalla, pero una parte desproporcionada de mujeres serán víctimas de violencia sexual, entre otras violaciones; además, las tasas de homicidio de mujeres también suelen aumentar en estos contextos. A pesar de contar con cada vez más información sobre la dimensión de género de los conflictos, y sobre las aportaciones de las mujeres a los procesos de paz, las mujeres siguen estando escasamente representadas en los mecanismos oficiales de negociación y mantenimiento de la paz.

En términos más generales, ya sea en los planos mundial, regional o nacional, las mujeres tienden a estar insuficientemente representadas en la gobernanza de las instituciones. Esta situación no sólo es discriminatoria, sino que recrudece las disparidades, tanto en tiempos de guerra como de paz, debido a que se ignoran las opiniones de las mujeres en los procesos de toma de decisiones.

ONU Mujeres promueve la paz y la inclusión respaldando la participación de las mujeres en todos los aspectos de los procesos de paz. En todos los países, apoyamos a las mujeres para que lideren los sistemas de gobernanza, participen en ellos y se beneficien de ellos en pie de igualdad. Nuestros programas fomentan una reforma sensible al género de las instituciones de seguridad y justicia, la incorporación e implementación de leyes que penalicen la violencia contra las mujeres y la prestación de servicios públicos que cubran plenamente las necesidades de las mujeres.

Historias

Khadeja Ramali. Photo courtesy of Khadeja Ramali.

Desde mi perspectiva: "Las mujeres son las líderes del presente"
Para Khadeja Ramali, empoderar a las mujeres jóvenes para que participen en el proceso de consolidación de la paz es crucial para la reconstrucción de Libia después de la Primavera Árabe. En 2014, Ramali cofundó una iniciativa centrada en el aumento de la participación de las mujeres en la consolidación de la paz, como respuesta a la creciente frustración de las mujeres jóvenes, que sentían que no se les escuchaba en la Libia posterior al conflicto

“The Sepur Zarco Grandmothers” wait for a verdict during the trial of  former military officers for crimes against humanity on counts of rape, murder and slavery in Guatemala’s High-Risk Court. Photo: Cristina Chinquin

Sepur Zarco: En busca de la verdad, la justicia y, ahora, de reparaciones
Treinta y cuatro años después de la violación y esclavización de mujeres indígenas Q'eqchi' de Sepur Zarco, un tribunal guatemalteco condenó a ex oficiales militares por crímenes contra la humanidad. Fue la primera vez que un tribunal nacional en cualquier parte del mundo se pronunció sobre acusaciones de esclavitud sexual durante un conflicto armado. El tribunal también resolvió conceder indemnizaciones a las sobrervivientes y sus comunidades.

Polli Shomaj Women  in Teknaf Sadar. Photo: UN Women/Snigdha Zaman

Las mujeres de Bangladesh impulsan los esfuerzos para revertir la tendencia de aumento del extremismo
En sus roles de dirigentes comunitarias, profesionales, madres, esposas, hermanas e hijas, las mujeres dan forma a los valores de los integrantes de sus comunidades. Un programa de ONU Mujeres en Bangladesh e Indonesia está empoderando económicamente a las mujeres y facilitando su acceso a la toma de decisiones para promover la cohesión social dentro de las comunidades.

Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) ODS 15: Vida de ecosistemas terrestres ODS 17: Alianzas para lograr los objetivos ODS 16: Paz, justicia e instituciones sólidas ODS 14: Vida submarina ODS 13: Acción por el clima ODS 12: Producción y consumo responsables ODS 11: Ciudades y comunidades sostenibles ODS 10: Reducción de las desigualdades ODS 9: Industria, innovación e infraestructura ODS 8: Trabajo decente y crecimiento económico ODS 7: Energía asequible y no contaminante ODS 6: Agua limpia y saneamiento ODS 5: Igualdad de género ODS 4: Educación de calidad ODS 3: Salud y bienestar ODS 2: Hambre cero ODS 1: Fin de la pobreza Las mujeres y los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS)
Vídeo
Vídeo
Las malienses hallan una nueva vida después de la guerra

La invasión de rebeldes y grupos islamistas en el norte de Malí en 2012 desplazó a más de 500.000 personas, la mayoría de ellas mujeres, niñas y niños. Dos mujeres desplazadas comparten sus historias sobre cómo dieron nuevo sentido a sus vidas con la ayuda de subvenciones de ONU Mujeres.

Mujeres en el ejercicio del poder y la toma de decisiones
Banner image: Women in Power and Decision-making

Como parte de la campaña Beijing+20 de ONU Mujeres, esta compilación editorial destaca el trabajo de mujeres líderes y responsables de la toma de decisiones que están logrando el cambio en sus sociedades.

Publicación destacada

Turning promises into action: Gender equality in the 2030 Agenda for Sustainable Development

Transformar las promesas en acción: Igualdad de género en la Agenda 2030

El informe emblemático de ONU Mujeres monitorea las tendencias mundiales y regionales en el logro de los Objetivos de Desarrollo Sostenible para mujeres y niñas basadas en datos disponibles, y ofrece lineamientos prácticos para la implementación de políticas sensibles al género y procesos de rendición de cuentas.

Vídeo
Vídeo
Las mujeres colombianas desempeñan una función esencial al proceso de paz

Débora Barros Fince es abogada indígena waayu y defensora de los derechos humanos oriunda de Bahía Portete, Colombia. Su comunidad fue masacrada por los paramilitares colombianos en 2004, y los wayuu tuvieron que abandonar su patria ancestral. En 2014, Débora fue invitada a La Habana, Cuba, como parte de la delegación de víctimas para las negociaciones de paz en Colombia, un testamento de su lucha como defensora y promotora de los derechos humanos.

Flagship programmes
Women's engagement in peace, security and recovery
Por un planeta 50-50 en 2030: Demos el paso por la igualdad de género