Comunicado: “Un fracaso colectivo de liderazgo respecto al progreso de las mujeres”

Un acreditado examen mundial califica el ritmo del progreso inaceptablemente lento, por lo que la Directora Ejecutiva de ONU Mujeres insta a las y los líderes a dar el paso, presentando una iniciativa destinada a registrar nuevos compromisos concretos

Fecha: viernes, 6 de marzo de 2015

Nueva York— El progreso de las mujeres durante los últimos 20 años ha sido inaceptablemente lento, con esferas de estancamiento y regresión. Esta es la conclusión de un acreditado examen mundial sobre el progreso en igualdad de género, que marca el 20º aniversario de la Cuarta Conferencia Mundial sobre la Mujer celebrada en Beijing el año 1995, y que el Secretario General de las Naciones Unidas, Ban Ki-moon, presentará ante los Estados Miembros este lunes.

La encuesta abarca 167 países, una cifra sin precedentes, y cuenta con valiosas aportaciones de gobiernos y la sociedad civil. Como adelanto del 59º período de sesiones de la Comisión de la Condición Jurídica y Social de la Mujer, refleja que, a pesar de haberse alcanzado cierto progreso, las y los líderes mundiales no han hecho lo suficiente para actuar según los compromisos adquiridos en la visionaria Declaración y Plataforma de Acción de Beijing.

La Directora Ejecutiva de ONU Mujeres, Phumzile Mlambo-Ngcuka, informa a las y los miembros de la prensa sobre la próxima 59a Comisión de la Condición Jurídica y Social de la Mujer (del 9 al 20 de marzo) y el informe del Secretario General que será presentado en la jornada inaugural de la sesión. Foto: ONU Mujeres/Ryan Brown

“El informe del Secretario General lo deja muy claro: la decepcionante brecha entre las normas y la implementación de la Plataforma de Acción de Beijing indica un fracaso colectivo de liderazgo respecto al progreso de las mujeres”, afirma la Secretaria General Adjunta y Directora Ejecutiva de ONU Mujeres, Phumzile Mlambo-Ngcuka. “Las y los líderes a los cuales se había encomendado el poder de hacer realidad las promesas expresadas en Beijing han fallado a las mujeres y las niñas”.

Vistos los resultados del informe, ONU Mujeres ha presentado hoy una nueva iniciativa que lleva por nombre “Por un planeta 50-50 en 2030: Demos el paso por la igualdad de género” para promover que los gobiernos expresen compromisos a favor de la acción, como parte de la campaña Beijing+20, una iniciativa más amplia también de ONU Mujeres. Una plataforma web especial, http://beijing20.unwomen.org/es/step-it-up, llamará la atención a nivel internacional respecto a los compromisos expresados por los países de todo el mundo.

“Hoy, instamos a los gobiernos, de cualquier parte del mundo, a dar el paso”, afirma la Sra. Mlambo-Ngcuka. “De aquí al año 2030 como máximo, queremos vivir en un mundo en el que al menos la mitad de parlamentarias/os, estudiantes universitarias/os, directores ejecutivas/os y líderes de la sociedad civil, y en cualquier otro ámbito, sean mujeres. Para avanzar realmente es necesario un planeta 50-50”.

En 1995,189 países respaldaron la Plataforma de Acción, pero, actualmente, no hay ningún país que haya logrado la igualdad de género. A este ritmo, tardaremos 81 años en lograr la paridad de género en cuanto a participación económica, y unos 50 años en conseguir la paridad en representación parlamentaria.

El informe refleja algunas esferas de progreso, como, por ejemplo, un repunte en el número de países que han eliminado leyes discriminatorias y han adoptado leyes para poner fin a la violencia contra las mujeres y las niñas. Las niñas están cerca de ser la mitad de todos los alumnos de las escuelas primarias. Ha aumentado la participación de las mujeres en el mercado laboral; la mortalidad materna ha disminuido en un 45 por ciento desde 1990.

Sin embargo, estos logros contrastan con el hecho de que, pese a que las mujeres tienen una mejor educación, siguen ocupando varios de los peores trabajos, mientras que la diferencia de remuneración por motivo de género es un fenómeno universal. La violencia contra las mujeres y las niñas persiste en todos los países, y adopta muchas formas horribles. Las mujeres están lejos de la igualdad en cuanto a los papeles que desempeñan en el liderazgo, ya sea en instituciones públicas o privadas. La falta de inversión es crónica, y representa un lastre para conseguir la igualdad de género en todas las esferas.

El informe explica varios de los principales factores que impiden el progreso, entre ellos, el conflicto, las crisis económicas, la volatilidad de los precios de los alimentos y la energía, las consecuencias del cambio climático, y un extremismo en auge y reacciones dirigidas contra los derechos de las mujeres. Las normas discriminatorias siguen estando muy arraigadas.

Los elementos clave del cambio incluyen cambiar las normas y los estereotipos; transformar las economías para lograr la igualdad de género, por ejemplo mediante trabajos decentes; asegurar la participación plena de las mujeres en pie de igualdad a todos los niveles de la toma de decisiones; impulsar significativamente las inversiones en igualdad de género; y fortalecer la rendición de cuentas para que se cumplan los derechos de las mujeres y las niñas.

Este año 2015 brinda un momento histórico para acelerar rápidamente el progreso hacia la igualdad de género y el empoderamiento de las mujeres. En septiembre, Jefas y Jefes de Estado y de Gobierno de todos los rincones del mundo están emplazados a asistir a una cumbre en la que acordarán una hoja de ruta para el desarrollo de los próximos 15 años.

Consulte el resumen del informe del Secretario General.

Contactos para los medios de comunicación:

Oisika Chakrabarti, Tel.: +1 646 781-4522; Correo electrónico: oisika.chakrabarti[at]unwomen.org

Sharon Grobeisen, Tel.: +1 646 781-4753; Correo electrónico: sharon.grobeisen[at]unwomen.org