En Sierra Leona las candidatas preparan sus plataformas políticas

Fecha : 07 August 2012

La reunión en una luminosa aula de Sierra Leona es increíblemente alegre.

“A mi lado… a mi lado… canta un grupo de mujeres vestidas con vivos colores que se balancean y baten palmas al unísono. “Ya no más los hombres adelante y las mujeres atrás, sino las mujeres y los hombres caminando juntos.

Josephine Odera, Representante de ONU Mujeres en África Occidental, se dirigió a las participantes en la Escuela móvil de campañas políticas en su visita a Makeni el 20 de junio. Foto: ONU Mujeres

Makeni, la cuarta ciudad de Sierra Leona, acaba de recibir la visita de la escuela móvil de campañas políticas que está administrada por la Campaña de la sociedad civil para la buena gobernanza y por el Grupo 50/50, y que cuenta con el apoyo de ONU Mujeres. Forma parte de un programa de dos semanas para capacitar a las mujeres de modo que puedan competir en vísperas de las elecciones presidenciales, parlamentarias y de los consejos locales que se celebrarán en Sierra Leona en noviembre de este año. El entorno político y las elecciones en Sierra Leona han estado tradicionalmente dominados por los hombres, y la escuela es parte de una serie más amplia de actividades respaldada por ONU Mujeres que tiene como fin promover la igualdad en todo el país.

Fatmata Kargbo, viuda de 50 años de edad y directora de escuela jubilada, se está presentando a un escaño en las elecciones del consejo local de su región, Ropolon Junction. Cree que su habilidad de trabajar bien con las personas, de resolver conflictos y de lograr acuerdos estará a su favor. Durante el curso de formación destacó la necesidad de que los poderes públicos tengan un enfoque diferente de los problemas, más sensible. “Hace demasiado que las mujeres han quedado relegadas, dice.

La participación política de las mujeres sigue siendo abismalmente baja en Sierra Leona: sólo 17 de los 124 parlamentarios son mujeres en la actualidad, las mujeres representan el 18,9 por ciento de los consejeros en el gobierno local (y ninguna como presidenta) y el 10 por ciento de los principales puestos en la administración pública.
Para las que piensen luchar para ser elegidas, las barreras de género cubren factores sociales, económicos y culturales que van desde opiniones estereotipadas entre las familias y las comunidades, a tiempo y recursos financieros limitados.

Sin embargo, en la inauguración de la escuela en Freetown el 19 de junio pasado, la Dra. Josephine Odera, Directora Regional de ONU Mujeres, recordó la meta impuesta por la Plataforma para la Acción de Beijing después de la histórica Cuarta Conferencia Mundial sobre la Mujer de 1995. “Me gustaría ver que el parlamento consta de un 30 por ciento de mujeres, dijo. “Es hora de que tengamos más mujeres en la política y que demos un impulso a los temas de género en Sierra Leona.

La escuela móvil muestra sobre todo la necesidad de mayores conocimientos por parte de las mujeres de todo el país acerca de los temas y procesos políticos. Con su grupo de expertos políticos e instructores, la escuela pasó dos días en cada uno de los 14 distritos administrativos del país, haciendo participar a más de 400 mujeres en juegos de rol, debates con parlamentarios y consejeros locales experimentados, y simulaciones de entrevistas con periodistas. Cada tarea desarrolló un nuevo aspecto del liderazgo, las campañas y el desarrollo personal.

ONU Mujeres ha dado un énfasis especial a aumentar la participación política de las mujeres en víspera de las elecciones de 2012. Además de la escuela móvil, se ha asociado con organizaciones locales para hacer formaciones en profundidad y sesiones de concientización sobre los derechos humanos de las mujeres en todo el país. Trabajando con políticos, expertos jurídicos y activistas, ha ayudado a pulir los procesos jurídicos para apoyar el empoderamiento político de las mujeres. Ello incluye un proyecto de ley sobre igualdad de género que insta a adoptar una cuota de un mínimo de 30 por ciento de representación femenina en la toma de decisiones, que será presentado próximamente al parlamento para su estudio.

Se están llevando a cabo otras actividades como la preparación de un salón de estrategias de mujeres con el propósito de disminuir la violencia relacionada con las elecciones y de hacer participar a más mujeres en el proceso electoral. (Después del ejemplo positivo dado por Liberia, el salón de estrategias será una plataforma administrada por una ONG que involucra a las mujeres, los jóvenes y los medios para, entre otras cosas, comprometerse a prevenir todas las formas de violencia electoral.)

En Makeni, las 44 mujeres que recibieron capacitación han todas sido discriminadas por parte de la administración y hasta de sus comunidades. Todas, en calidad de mujeres políticas o de ciudadanas preocupadas) desean que las inquietudes de las mujeres tengan un lugar más prominente en las agendas políticas y abogar por un tratamiento sobre un pie de igualdad. Mientras las mujeres discutieron de los cambios sociales positivos en Sierra Leona si las mujeres lideran, pocas mujeres consideran que sus necesidades son diferentes de las de los hombres con los que viven y trabajan. “Quiero ganar para mi comunidad, dice Mabinty Kadija Sillah, partera y primera mujer que se presenta a un puesto público en su región.

Al finalizar la sesión, comienzan a cantar, una canción que refleja el espíritu y las aspiraciones de las participantes. “Ya no más los hombres adelante y las mujeres atrás, sino las mujeres y los hombres caminando juntos.