“Aprendí a respetar a las mujeres” – Conductores de tuk-tuk se unen a los esfuerzos para hacer de las calles de Cairo seguras para las mujeres

Fecha: jueves, 8 de febrero de 2018

A Cairo Safe City free of Violence against Women and Girls Programme project worker speaks with tutkuk drivers in Cairo, Egypt.  Photo: UN Women/Arascope
Un colaborador del Programa Cairo Ciudad Libre de Violencia contra Mujeres y Niñas habla con conductores de tuk-tuk en Cairo, Egipto. Foto: ONU Mujeres/Arascope

Para Mohamed Nemr, un conductor de tuk-tuk (mototaxi) de 24 años de edad en los barrios pobres de Manshevet Nasser, en la parte occidental de Cairo, Egipto, las calles les pertenecían a los hombres, y el lugar de las mujeres era en casa. Luego del divorcio de sus padres, Nemr se convirtió en la cabeza de hogar cuando tenía apenas diecisiete años, y comenzó a ejercer completa autoridad sobre sus hermanas.

El mayor de cinco hijas e hijos, Nemr es dueño de uno de los tres millones de mototaxis en Egipto, conocidos localmente como “tuk-tuk”. Como medio de transporte popular, estos ofrecen más de cinco millones de trayectos diariamente. Hasta que Nemr se unió al Programa de ONU Mujeres Cairo Ciudad Libre de Violencia contra las Mujeres y Niñas, no creía que las mujeres y las niñas tuvieran derecho de acceder a espacios públicos por miedo de sufrir acoso sexual.

El programa ha involucrado a jóvenes conductores de tuk-tuk como Nemr mediante el deporte, juegos interactivos y talleres de arte terapéutica. Hoy en día, Nemr es uno de 230 voluntarios que generan conciencia en sus comunidades y entre sus pares a favor de los derechos de las mujeres. Él señala “soy voluntario en una campaña contra el acoso que comunica con conductores de tuk-tuk y otros miembros de la comunidad acerca de cómo cada mujer tiene el derecho de transitar por la calle sin ser acosada. Nuestros mensajes incluyen el derecho de las mujeres a escoger cómo vestirse, sin que nadie invada su espacio personal. También distribuimos calcomanías que dicen ‘Mi tuk-tuk es libre de acoso sexual’.”

Lea el artículo complete en inglés»